• Gira tus Finanzas

Aprende a negociar tus deudas, denuncia abusos y acoso

Si adquiriste una deuda y no te fue posible pagar en tiempo y forma, lo mejor es regularizarse, pero si ya empezaron las llamadas de cobranza, no te dejes atemorizar. Pregunta las condiciones de tu deuda y las alternativas.



Existen reglas sobre lo que pueden y no se deben hacer los despachos de cobranza. Si sientes que eres víctima de abusos y acoso, el organismo público que se encarga de sancionar es el Registro de Despachos de Cobranza (Redeco). Si consideras que tus derechos están siendo vulnerados denuncia.


Una vez que empiezan los atrasos en los pagos, la entidad prestamista busca recuperar su dinero y a partir del día 90 de retraso es posible que solicite apoyo de los despachos de cobranza. Si bien los despachos de cobranza tienen el objetivo de recuperar el capital, en ocasiones llegan a ser invasivos.


La cobranza extrajudicial ilegítima incluye el uso de la violencia física o verbal, hostigamiento e intimidación, ya sea en persona o por otro medio, para exigir el pago de un crédito o una deuda derivada de una obligación contenida en un contrato, independientemente de quién sea el tenedor de los derechos de cobro al momento de realizar la cobranza.


Qué saber de los despachos de cobranza

● Son intermediarios. Actúan como mediadores con el propósito de requerir extrajudicialmente el pago de la deuda o bien negociar y reestructurar los créditos.


● Lo que sí puede hacer el despacho es informarte de tu situación. Toda llamada de cobranza debe realizarse en tono cordial. El horario permitido es de 7 am a 10 pm. No puede negociar con alguien más, mucho menos con menores de edad o adultos mayores.


● Lo que no puede hacer es intimidarte ni a tus conocidos. Los despachos de cobranza no tienen permitido realizar amenazas ni dirigirse a los deudores de forma agresiva.


● Una deuda civil no puede llevarte a la cárcel. Sin embargo, en ocasiones se envían documentos que fingen ser órdenes judiciales y esto no está permitido.


● Tampoco es correcto es que te cobren directamente; si llegas a un acuerdo con el despacho de cobranza el pago debe ser directamente a la institución con la que tienes la deuda.


Antes de negociar, verifica a quién le debes

Muchas veces el prestamista, por ejemplo una tienda departamental, traspasa o vende la cartera vencida, pasados mínimo tres meses de retraso en los pagos. En este caso, las deudas “cambian de dueño” y hay que confirmar exactamente a quién le debes pagar ahora.


Los nuevos acreedores pueden proponer negociaciones para rebajar o saldar la deuda. La recomendación de la Condusef es verificar que efectivamente la deuda cambió de dueño. Puedes consultar el nombre de las entidades a las que tú les debes si revisas tu historial crediticio en buró de crédito.


Cómo negociar mejor con un despacho de cobranza

● Si acuerdas negociar y reestructurar las deudas, préstamos o financiamientos, hay que formalizar el convenio con la entidad financiera que otorgó el crédito.


● La cobranza puede hacerla tanto una persona física como una moral, con un registro legal, verifícalo en la página del Redeco.


● Toma una negociación únicamente si estás en condiciones de cumplirla, pero si en el proceso notas algo fuera de lo normal repórtalo. Aún si tienes una gran deuda se deben respetar tus derechos, hazlos valer.


0 vistas